sexualidad

Sexualidad
La sexualidad constituye actualmente una dimensión fundamental y expresiva en el desarrollo humano e influye en toda la vida de un individuo desde el nacimiento hasta la muerte, trastocando su formación, estructuración de la personalidad, la manera de establecer relaciones con otros sujetos y los roles sociales1 .

Además, se ve influenciada por un conjunto de aspectos de tipo:

Biológico: enfatizan en las condiciones anatómicas y fisiológicas (genitales y caracteres sexuales secundarios), las células reproductivas (gametos), la carga cromosómica del genoma necesaria en diferenciación sexual y la fecundación (XX y XY) y el sistema hormonal (testosterona, progesterona y estrógenos).
Cultural: modelamiento del comportamiento de las personas a través de la introyección de valores, normas, creencias y actitudes respecto al género.
Psíquico: abarca la identidad de género, rol de género y orientación sexual.
Durante siglos se consideró que la sexualidad en los animales y en los hombres era de tipo instintivo. En esta convicción se basaron las teorías para fijar las formas no naturales de la sexualidad,[cita requerida] entre las que se incluían todas aquellas prácticas no dirigidas a la procreación.[cita requerida]

Sin embargo, hoy se sabe que también algunos mamíferos muy desarrollados, como los delfines o algunos pingüinos, presentan un comportamiento sexual diferenciado, que incluye, además de homosexualidad (observada en más de 1500 especies de animales),2 variantes de la masturbación y de la violación. La psicología moderna deduce, por tanto, que la sexualidad puede o debe ser aprendida

Leave your vote

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Escribe para ampliar o mejorar este artículo: